Skip to content

ALEMANIA CONSECUENCIAS DEL COVID EN LA PANADERÍA

En Alemania, gracias a una nota de Barbara Oberst, los panaderos están muy preocupados por el avance del virus COVID. Ella nos muestra el caso del maestro panadero JULIAN KASPROWICZ, que  estaba bien preparado con todas las medidas higiénicas, pero que aun así el virus corona logró propagarse en su empresa, con un resultado trágico. Cuales son las secuelas sanitarias, sociales y económicas de un brote: «Ahora tenemos mucho miedo«

Julian Kasprowicz a finales de enero de este año, el maestro panadero de PÄHL en la ALTA BAVIERA tuvo que cerrar su negocio durante dos semanas. 16 de sus 40 empleados en producción y administración estaban infectados con la variante británica altamente contagiosa de COVID. Él, su esposa y sus dos hijos también estaban enfermos, con un curso leve.

TRÁGICO RESULTADO DEL BROTE DE CORONA EN LA PANADERÍA

Su padre, Fritz Kasprowicz, fundador de la empresa de 68 años , fue el más afectado. El maestro panadero estuvo en la unidad de cuidados intensivos durante tres semanas «Pero lo peor de todo fue el destino de nuestro chef de repostería. Su esposa, que estaba embarazada, se enfermó. El bebé sobrevivió, ella murió».

Esta experiencia dejó una profunda impresión en Kasprowicz. «Fue un golpe brutal», dice el hombre de 32 años. El brote en la empresa se produjo a pesar de un sofisticado concepto de higiene. Recién en el verano de 2020, el economista empresarial del sector inauguró su nueva planta de producción en Pähl, de vidrio, con cerraduras higiénicas, intercambiadores de aire y mucho espacio para distancias de seguridad.

SHITSTORM DESPUÉS DEL BROTE DE CORONA EN LAS REDES SOCIALES

Precisamente porque puso tanto énfasis en la higiene y eximió a sus empleados sobre el requisito de la máscara FFP2, las reacciones al brote lo afectaron profundamente. Kasprowicz dice: «Tuvimos una verdadera tormenta de mierda en las redes sociales porque había fotos de un empleado que no usaba la máscara correctamente». Hoy reacciona con mucha sensibilidad cuando se trata de CORONA VIRUS. Le preocupaba que las cosas pudieran comenzar de nuevo, especialmente porque la variante DELTA actualmente desenfrenada se considera aún más contagiosa y peligrosa que sus predecesoras y la variante Omikron recientemente descubierta puede incluso superarla.

DOS EMPLEADOS SUFREN DE LONG COVID

Hasta la fecha, dos de los empleados de Kasprowicz sufren de Long Covid. Una empleada todavía está recibiendo tratamiento médico para su dolor de cabeza y dificultad para respirar, y ya no puede trabajar tanto como solía hacerlo. Incluso el jefe Senior Fritz Kasprowicz ya no se siente lo suficientemente en forma para trabajar en producción. Hasta que enfermó, todavía estaba en la panadería uno o dos días a la semana.

El daño humano, pero también económico, de un brote de corona como en Pähl es enorme. Kasprowicz, que tenía una deuda de 13,5 millones de euros por la nueva construcción de su planta de producción, perdió unas ventas de 500.000 euros debido al cierre de dos semanas.

PREOCUPARSE POR LOS TRABAJOS DESPUÉS DEL BROTE DE CORONA

Los empleados temían por sus puestos de trabajo, preguntaban si la empresa podría sobrevivir. Y Kasprowicz también estaba preocupado: ¿Cuánto dañaría su imagen si los clientes regresaran? Adquirió 250.000 euros de deuda adicional a través de la Corporación de Préstamos para la Reconstrucción para pagar los gastos de personal, las facturas pendientes y el servicio de la deuda durante el cierre. Mientras tanto, es un poco más relajado económicamente. La empresa ha vuelto a alcanzar su nivel anterior, incluso si faltan las dos semanas. «Pero toda la situación es una carga. Estamos muy ansiosos ahora. Constantemente tenemos la sensación: está comenzando de nuevo».

Nota de Barbara Oberst.

CatalanChinese (Traditional)DanishDutchEnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanishSwedishTurkish